El Río Atoyac necesita ayuda urgente

0
71
Foto cortesía de la UDLAP

REDACCIÓN 

Cholula, Puebla.- A fin de intercambiar conocimientos y experiencias que enriquezcan los trabajos del saneamiento del Río Atoyac; la Universidad de las Américas Puebla, la Deutsche Gesellschaft für Internationale Zusammenarbeit (GIZ) y el Gobierno Municipal de Puebla realizaron el seminario “Perspectivas contemporáneas en el enfoque de saneamiento de ríos”.

El Atoyac es el segundo río más contaminado de México, lo que ocasiona pérdidas económicas y ambientales de consideración, además de afectaciones a la salud. Para su recuperación, el Gobierno de Puebla ha propuesto un ambicioso plan para su completo saneamiento en un plazo de quince años. Como parte de esta labor, junto a la UDLAP y la GIZ, organizaron un seminario para analizar en detalle la problemática específica del río y establecer consideraciones sobre dos importantes casos internacionales; lo que permite avanzar de mejor manera en diseño y ejecución del programa de recuperación ambiental.

Al inaugurar este evento, el Dr. Polioptro Martínez Austria, director de la Cátedra UNESCO-UDLAP en Riesgos Hidrometeorológicos, señaló que el esfuerzo conjunto dará ideas interesantes sobre cómo tratar de resolver este problema, pues contó con expertos alemanes con conocimiento internacional práctico en el saneamiento de grandes y más complejas cuencas, que sin duda servirán de ayuda ante una contrariedad, con la que se lucha desde hace varios años. “La problemática del Atoyac tiene décadas; pero los estudios más recientes produjeron el establecimiento de normas más estrictas que para el resto de los ríos del país”.

Por su parte, el Ing. Gabriel Navarro Guerrero, secretario de Desarrollo Urbano y Sustentabilidad del Gobierno Municipal de Puebla, explicó que el Atoyac es un rio muerto. Que lleva en su cauce toneladas de basura, aguas residuales sin tratamiento e inclusive químicos que en este país son prohibidos, sobre todo para usarse en la agricultura. Por lo tanto, exhortó a la población a unirse a este plan de saneamiento y dejar de contaminar; pues de poco servirá tener información, tecnología, recursos e inteligencia, si todos los días se siguen contaminando las catorce barrancas existentes, desde de la Malinche hacia la presa de Valsequillo. “De nada nos sirve buscar especialistas internacionales, sumar esfuerzos del Gobierno y la sociedad civil; si los mismos poblanos son los que siguen ensuciando el río”, señaló.

Para dar la presentación magistral del seminario estuvo a cargo el Dr. Dieter Mutz, coordinador de Gestión Ambiental Urbana de la GIZ; una agencia alemana de cooperación técnica con 50 años de experiencia en diferentes temas, como medio ambiente, desarrollo urbano, económico y seguridad. Él hizo un comparativo de las estrategias implementadas en los Ríos Rhin (Alemania), Ganges (India) y Atoyac; donde comentó que para lograr el saneamiento de la cuenca alemana bastaron 20 años, la india lleva más de 30 años sin éxito y la mexicana poco más de 20 años sin resultados considerables. “Quizás el punto clave en el rescate del Río Rhin fue la identificación de los sitios de riesgo y ese fue un trabajo en conjunto del gobierno, los estados y empresarios”, explicó el experto alemán. BP

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

*